TIPS sobre el cambio de aceite de autos y motos

TODO CONDUCTOR DEBE CONOCER CUÁNDO SU MOTOR NECESITA HACER UN CAMBIO DE ACEITE SI DESEA MANTENER SU VEHÍCULO EN BUEN ESTADO Y FUNCIONAMIENTO. DE NO HACERLO CON LA FRECUENCIA NECESARIA SOLO CONSEGUIRÁ ACELERAR EL PROCESO DE DESGASTE DE LOS ELEMENTOS DENTRO

Por Rosabel López González

2022-12-26T08:00:00.0000000Z

2022-12-26T08:00:00.0000000Z

Exclusivas Latinoamericanas

https://revistasexcelencias.pressreader.com/article/283150022774712

TIPS

El correcto funcionamiento unido a la acumulación de humedad hace que se contamine el aceite y su función como lubricante sea ineficiente. Por ello se recomienda realizar un cambio cada cierto número de kilómetros recorridos o en una distancia de tiempo apropiada. El tiempo de antigüedad del auto o la moto influye mucho en la frecuencia con la que debe hacerse el cambio, pero tanto para autos antiguos como para los modernos, este proceso de mantenimiento es imprescindible. Para evitar imprecisiones, recomendamos hacerlo, para autos, entre los 5000 y 8000 km; y para motos, entre los 3000 y 5000 km. De otra forma, dependiendo el tipo de aceite, hacerlo entre un año o dos. Algunas de las funciones principales que cumple el aceite de motor, además de lubricar, son: • Previene la corrosión y formación de sedimento. • Elimina partículas de hollín, carbón y otros residuos producto de la combustión. • Actúa como refrigerante de las piezas del motor. • Facilita el arranque del motor bajo cualquier condición climatológica. También es importante tener en cuenta que el propio vehículo dará señales para proceder a realizar este mantenimiento. Para ello se debe observar la varilla medidora, que mostrará si es bajo, denso u oscuro. Asimismo, en el tablero de cada vehículo, el indicador del aceite encenderá para indicar la necesidad del cambio. Si eres novato y nunca has realizado un cambio de aceite, acá te dejamos algunos tips para que puedas lograrlo y no falles en el intento. Primeramente, necesitarás un recipiente para el aceite usado, una llave de mecánicos correspondiente a tu vehículo, un embudo y, por supuesto, el aceite nuevo. Una bomba extractora sería ideal. Antes de empezar, escoge cuidadosamente el lugar donde realizar el mantenimiento, piensa que tardarás un buen rato con el coche detenido y no podrás moverlo si entorpeciera una vía o la salida de otros autos. Enciende el vehículo y consigue que se caliente lo suficiente para volver más líquido el aceite que está dentro y así facilitar la extracción. No lo dejes calentar demasiado, con unos pocos minutos bastará. Detenido el motor, con cuidado de no quemarte, procederás a la extracción del lubricante. Aflojarás los tornillos que funcionan como tapón con la llave correspondiente para ello y dejarás que se vierta el líquido en el envase que hayas destinado previamente. Espera el tiempo necesario para que caiga todo el aceite que se encuentra incrustado en las paredes. Si tienes una bomba de extracción se escurrirá mejor y no quedarán residuos en el interior. Finalmente procede a añadir el nuevo aceite que hayas elegido convenientemente para tu vehículo. Existen, no solo diferentes marcas de aceites, sino también varios tipos y no todos son recomendables para cualquier auto o moto. Entre los tres principales están: Aceite de motor de minerales: producto obtenido de la destilación directa del petróleo. En el mercado resulta más barato que los aceites creados en laboratorios, debido a que en el proceso de destilación, hecho en las refinerías, pueden quedar residuos. Pero no por ello deja de ser un aceite eficiente, sobre todo para autos antiguos. Aceite de motor sintético: Producido en laboratorios a partir de la parte del petróleo destilada en las refinerías. Se elimina todo tipo de residuos y se le agregan productos aditivos que protegen el motor y lo preparan para las altas temperaturas. Estos tipos de aceites mejor preparados alargan la vida del motor y por ello su precio es mucho más elevado que el aceite directo de minerales. Aceite de motor semisintéticos: Este tipo es producto de la mezcla en gran cantidad del aceite de minerales y en menor medida del sintético. Es más barato que el último mencionado, pero presenta mejores condiciones que el de minerales. Por lo que creemos que en relación calidad/precio es mucho más conveniente que los anteriores. Para realizar tu primer cambio de aceites, consulta con un especialista que te recomiende el tipo de aceite que debería usar tu vehículo en lo adelante. Nosotros te proponemos que, si el auto es anterior a 1995, optes por los minerales, ya que ningún coche de ese tiempo tiene los motores adaptados a los aceites sintéticos. Ten presente que el cambio de aceite del motor es tan importante para echarlo a andar como la gasolina. Si el motor no tiene lubricante o está excesivamente contaminado, las altas temperaturas de las explosiones harán que se oxiden los componentes internos, se tranquen y por tanto el vehículo dejará de caminar.

es-cu